Que no descanse en paz

En Ubik, morir puede esperar, si puede usted pagar el Moratorio de los Amados Hermanos, no le importa instalarse en Zúrich de forma indefinida y queda el suficiente hielo. Viva por fin su propio sueño, reciba visitas, mantenga amistades y matrimonios, incluso dirija su propia empresa desde una tranquila semi-vida.

Pero, ¿realmente tranquila? Nos tememos que no, mientras la narre Philip K. Dick, habitual travieso de la ciencia-ficción, convirtiendo el viejo anhelo humano de una segunda oportunidad ante las puertas de la muerte en una verdadera pesadilla existencial. Terror post-mortem vestido con todo lo que se puede encontrar en un armario. Ubik puede ser una novela de espionaje industrial futurista, aunque tal vez nunca llegue a serlo; de viajes temporales y regresiones del continuo espacio-tiempo, sin que parezca que la gran hecatombe paradójica va a llegar en algún momento. Incluso cuando quiere rasca en el amor y en la pérdida, aunque lo banalice y se ría de ello.

Parece evidente que la narrativa de Dick, desengañada ante todo lo material y político que se pueda contar, empeñada con tanta frecuencia en enmarañar en lo real y lo ficticio (si es que la diferencia acaba importando), tenía también que arrancar de cuajo las esperanzas que teníamos puestas en una trascendencia a la muerte realmente especial. Desear visitar Marte puede acabar muy mal, y evitar la muerte durante breves conexiones de consciencia congelada puede ser aún peor.

Hay fuerzas malignas (aunque, como suele ser habitual, muy humanas) intentando que no cumpla sus sueños, o quizá intentando devorarlos. Hay quien no quiere que usted descanse realmente en paz. Y, como hablamos de quien hablamos, genio entre genios y mente quebrada como pocas, lo único que queda entre usted y esas fuerzas es, nada más y nada menos, que un bote de aerosol. O un ungüento. Aférrese bien a su época de mayor comodidad, lo va a necesitar.

Desde luego, en Ubik morir puede esperar; pero, ¿es usted el cadáver o son los demás?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s